Mostrar
Mostrar
Fechas

Noticias

Actualidad

Prieto agradece el esfuerzo de feligreses y hermandades en cofinanciar con Diputación el arreglo de edificios religiosos

07-09-2018 09 Septiembre
$htmlUtil.escape($alt)

El pueblo de Fuente de Pedro Naharro ha festejado por todo lo alto la reapertura de la ermita de su Patrona, Nuestra Señora de la Soledad, después de varios meses de rehabilitación, que ha conllevado una inversión de 77.000 euros y en la que la Diputación de Cuenca ha contribuido con 10.000 euros a través del convenio con el Obispado para el arreglo de edificios religiosos.

Una cita muy importante, la de este jueves por la tarde, a la que no ha querido faltar el presidente de la Diputación, Benjamín Prieto, que ha acompañado a los fuenteños tanto en el traslado en procesión de la imagen de la Patrona hasta su ermita como en la Misa de Acción de Gracias que ha oficiado el obispo de la Diócesis, José María Yanguas.

Prieto ha recalcado la relevancia que le otorga la Diputación a la recuperación del patrimonio de la provincia, en el que, precisamente, tiene un gran peso el religioso. No en vano, tal y como ha remarcado, hay cerca de 300 edificios religiosos por todo nuestro territorio, algunos de ellos con gran valor arquitectónico, pero casi todos muy importantes y con gran arraigo para los vecinos de los municipios en los que se encuentran, siendo en muchos casos todo un referente. Es por ello que la Diputación mantiene un convenio de colaboración con el Obispado en el que anualmente se invierten 700.000 euros en la recuperación de este tipo de inmuebles.

Pero en esta tarea, Prieto no ha querido olvidar a los feligreses, cofradías, hermandades, etc. por su voluntad y esfuerzo para cofinanciar con la Diputación el arreglo de estos edificios religiosos, como tal es el caso de la Hermandad Rosariana de Nuestra Señora de la Soledad de Fuente de Pedro Naharro, que, por cierto, ha asumido la mayor parte de la inversión en la rehabilitación de la ermita de la Patrona.

Unas obras que se iniciaron en el mes de mayo y que se han centrado en la renovación integral del pavimento de la ermita, sustituyendo el suelo de madera, muy deteriorado por la humedad, y sustituyéndolo por uno porcelánico de imitación a madera, una vez saneada la base del templo e instalado un sistema de drenaje. Asimismo, se ha acometido el saneado del perímetro exterior de la ermita, descubriendo la sillería y aplicando un mortero de cal, además de acometer una intervención en el coro.

Desde la Hermandad Rosariana de Nuestra Señora de la Soledad no se ha dudado en agradecer a la Diputación su contribución en esta rehabilitación, que ha permitido devolver su esplendor a esta ermita tan querida por todos los fuenteños y que desde este jueves alberga las novenas a la Patrona, que se prolongarán hasta el próximo viernes, 14 de septiembre, cuando darán comienzo las fiestas patronales, que se dilatarán hasta el miércoles, día 19.